top of page

Sanar a la niña interior




Querida mujer...

Cada día recibimos decenas de mensajes privados e emails preguntando cómo sanar a nuestra niña interior. La sanación de nuestra niña es un camino delicado, que hay que hacer con amor y cuidado, no es una meta en sí, es un avanzar constante.

Un camino en el que abrir y mirar con respeto aquello que nos pasó en la infancia: situaciones que vivimos, roles de nuestros familiares y roles que nosotras asumimos en ella, alianzas inconscientes, creencias, heridas...

Lo que muchas personas no saben es que no solo hay una niña herida, sino varias, y que cada una se formó de maneras diferentes, con sus propios miedos, incertidumbres, necesidades y deseos, por lo que muchas veces, cuando cuidas a una de las partes, otra sale perdiendo, y si no sabes esto, si no sabes reconocer y atender a todas tus partes...

Tu sensación será de que nunca avanzas.

Por otro lado, hay que tener mucho cuidado al tocar a las niñas heridas, pues ellas no pueden ser sanadas en soledad, ya que ese es precisamente su trauma:

Intentaron resolverse ellas solas los problemas al no estar presentes sus figuras de apego.

Es por ello que es fundamental contar con una figura de apego sustitutiva, como una terapeuta, o mucho mejor, con un grupo sanador, una tribu, donde la niña aprenda:

Que no está sola, que no es rara,

que lo que le pasó a ella, le pasó a muchas más mujeres... Que puede volver a confiar.


Para nosotras el trabajo de la niña interior no acaba aquí. La niña seguirá existiendo en tu interior y las heridas no se pueden olvidar, pero lo que sí podemos es maternar a esta niña, acompañarla, calmarla, cuidarla... Y para ello necesitamos a una mujer, una adulta.

El problema es que cuando hay una niña interior herida, hay una adulta con miedos (que el miedo es humano, no pasa nada), una adulta que no se siente fuerte o que se cree fuerte porque ha desarrollado unas defensas para tener una coraza que la hace sentir "protegida" a base de alejarla de los vínculos, pero esto NO es una verdadera fortaleza.

Nosotras hemos comprobado que necesitamos activar a la Mujer Salvaje, un arquetipo femenino que habita en todas nosotras, que está ahí dentro, que quiere salir.


La Mujer Salvaje despertará a la Niña Salvaje Interna, nuestro potencial más puro, y juntas, caminarán con su tribu, con sus animales de poder, con su amor propio...

Y ya nunca estarán solas.


Todo esto es lo que trabajamos en nuestro círculo de mujeres De Niña Herida a Mujer Salvaje:


Si tú también quieres vivir esta experiencia, únete. ÚLTIMAS PLAZAS.

Comenzamos el 23 de marzo de 2023.

Esta vez, más exclusivo que nunca, con un grupo de solo 6 mujeres, para tener más tiempo para cada una de vosotras.


Un grupo donde:


  • Auto-conocerte, apoyarte, hablar, ser escuchada, escuchar a otras mujeres que han vivido lo mismo que tú, donde no sentirte juzgada y no volver a sentirte sola.

¿Qué conseguirás?

  • Aumentar tu autoestima y amor propio.

  • Conocer gran parte de tus heridas infantiles y cómo comenzar a sanarlas.

  • Conocer a tus diferentes niñas interiores y aprender cómo maternalas.

  • Entender roles familiares que te están influyendo en el presente, limitándote.

  • Empezar a cuidarte mejor y ser más compasiva contigo.

  • Entender que hay más mujeres como tú, sentirte arropada y acogida.

  • Conectar con tu mujer salvaje y aprender cómo potenciarla.

  • Romper cadenas que te atan a una vida insatisfactoria y te hacen sentir mal contigo misma y en tus relaciones.

  • Vivir más libre.

  • Vivir más slow y consciente.


100% online, con sesiones en grupo en directo vía zoom, clases grabadas y material descargable.

Para sanar hay que hacer un camino, y este camino solo comienza cuando hacemos el primer paso y nos comprometemos con nosotras mismas.

Y tú ¿Quieres tomar las riendas de tu vida?




79 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page